Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 30 noviembre 2008

¿Dónde es el Festival Deportivo?

Nayda Pérez Román

_____Recuerdo estar en mi casa, junto a mi papá, mi mamá y mi hermanito, frente al televisor viendo las Justas Interuniversitarias de la LAI. Era una tradición. Mi hermano y yo estábamos ansiosos de llegar a la universidad para competir. Veíamos un público exaltado que apoyaba a sus respectivos equipos cantando a coro y utilizando panderos, unos atletas con una adrenalina a millón vestidos de arriba a abajo de los colores de su institución. Era un acontecimiento.
_____Pero no sabíamos que la LAI contaba con un Festival Deportivo al finalizar su primer semestre. Me enteré al llegar a la universidad. Pensé que sería interesante: un preámbulo de lo que se daría en las Justas. Ese año fueron en la Universidad del Turabo. Salí frustrada, pareció una competencia más. No había emoción, no había nervios, no había público. Quizás era que sólo los atletas sabían que existía ese torneo o los eventos que presencié no eran tan interesantes o talvez era que en esa universidad no hay tantos estudiantes para que merodearan por el lugar.
_____Cuando me enteré que este año serían en la Upi, me emocioné muchísimo. Al fin irían estudiantes a ver las competencias. Pensé que el entusiasmo se respiraría en el ambiente. Sin embargo, esta ha sido una semana común y corriente. La gente está vestida de cualquier color, la primera camiseta que salió del closet por la mañana cuando lo abrieron y estaban todavía medios dormidos. En las horas libres, los estudiantes están metidos en la biblioteca estudiando o haciendo trabajos, hablando en los pasillos y sentados en banquitos bajo los árboles. Por lo visto nadie se enteró, o a nadie le importa, que hay un evento deportivo en la UPR, el segundo más grande del año académico, en el que participan los atletas de todas las universidades miembros de la LAI.
_____No los culpo. Quien sea que esté a cargo de promocionar el campeonato, fracasó. Las únicas pancartas que anuncian el Festival pasan desapercibidas ya que sus letras son tamaño miniatura. Con 20 mil estudiantes en el Recinto, esto era para que por lo menos 5 mil se dieran aunque sea la vueltita por el complejo deportivo. Y es que, ni las modelitos, que no saben cómo se juega el baloncesto o el voleibol pero que son fieles a las canchas porque ahí buscan novios, estaban presentes.
_____Es una pena que no se fomente el deporte en el primer centro docente del país. Es increíble cómo en las universidades estadounidenses el deporte es un espectáculo: los eventos son televisados, en las gradas no cabe un alma más y todos visten los colores de su universidad. En la UPR, los espectadores se cuentan con los dedos de la mano y a los atletas ni se les dan beneficios. ¿Qué pasó con el “cuerpo sano, mente sana” o con “el deporte es mi antidroga”?

Anuncios

Read Full Post »